side-area-logo

Cinco razones para hacer un safari en Tanzania

Dormir bajo las estrellas de Tanzania

Tú, la inmensidad de la noche y las estrellas, esto es lo que puedes vivir durmiendo en un tented camp. La experiencia es tan auténtica y tan sobrecogedora que no hay nada comparable. Sentir a los animales en una noche estrellada es una de las maravillosas experiencias que se puede vivir en un safari en los parques nacionales de Tanzania como el PN del Serengeti.

Avistar los Cinco Grandes en Tanzania es posible

Para aquel que no esté relacionado con el mundo de los safaris, Tanzania, gracias a sus parques naturales, ofrece la mayor variedad de animales salvajes dentro de un territorio en toda Africa. No se puede prometer, pero seguro que los viajeros tendrán muchas oportunidades de ver en Tanzania a los cinco grandes: el león, el leopardo, el elefante, el búfalo y el rinoceronte. El Parque Nacional del Serengeti es un lugar privilegiado para esta actividad, nuestros campamentos Pumzika Luxury Camp y Pumzika Safari Camp están situados entre las dos manadas más grandes de leones del parque.

 Las nieves del Kilimanjaro

Libros y películas han convertido al techo de África en uno de los destinos más conocidos por los viajeros.  Si Ernest Hemingway levantase la cabeza, vería como la cumbre, situada a casi 6.000 metros de altitud sobre el nivel del mar, se ha posicionado como un referente entre los aficionados al trekking y al montañismo. El contraste visual entre la nieve de las montañas y la “llanura sin fin” tanzana  mientras es brutal.

Visitar la octava maravilla del mundo

El Área de Conservación de Ngorongoro, es considerada la octava maravilla del mundo. El llamado Jardín del Edén alberga en la caldera del cráter del volcán, de 20 kilómetros de extensión, una de las mayores poblaciones permanente de animales donde, por supuesto, están los cinco grandes y otros animales muy difíciles de ver como los rinocerontes negros. Muy cerca, dentro del área de conservación del Ngorongoro, se encuentra el volcán Empakai, un paraje espectacular poblado de flamencos y donde ver un humano es prácticamente imposible.

El pueblo guerrero, los Masai

Son la tribu más conocida de África. Los Masai, hoy pastores seminómadas, se extienden por las llanuras keniatas y tanzanas. A su alrededor existen muchas tradiciones y creencias, como que son poseedores del ganado por gracia divina (una antigua leyenda dice que son dueños de todo el ganado de la tierra porque su dios, Ngai, se lo concedió) o que para convertirse en hombres tienen que matar a un león con una lanza. Sólo por pasar un rato con ellos, vale la pena ir a Tanzania.

Zanzíbar, cuna de la ruta de las especias 

La isla de las especias, formada por dos islas principales, es el paraíso del Índico. Su centro histórico, conocido como la ciudad de piedra fue declarada Patrimonio de la Humanidad en el año 2000. Sus calles encierran siglos de historia de la cultura y tradiciones swahilis. Además, Zanzíbar es famosa por sus playas paradisíacas y aguas cristalinas para submarinistas. El destino perfecto para descansar después de varios días de safari en Africa!

Recomendar
  • Facebook
  • Twitter
  • Google Plus
  • LinkedIN
  • Pinterest
Comparte
Dejar respuesta